39: 5 Lecciones de la Pandemia que te Ayudarán Toda la Vida

39: 5 Lecciones de la Pandemia que te Ayudarán Toda la Vida

La  adversidad aprendemos para crecer

La pandemia generó cambios significativos en la vida de cada uno de nosotros. La dinámica del mundo tomó rumbos que nos dejó sorprendidos a todos. Perdidas dolorosas y situaciones inesperadas que vinieron de la mano con el virus causando un profundo malestar.

Esa dinámica que conocimos como la “nueva normalidad” nos parecía extraño y, para muchos, un asunto complejo de tratar. No sólo por el distanciamiento que nos tendría alejados de familiares y otras personas más allegadas a nuestros afectos, sino que esto generó cambios en la economía de muchas familias.  

Escucha el episodio 39 aquí 👇:

Estas situaciones tan inesperadas nos han dejado varios aprendizajes que todos y cada uno de nosotros nunca debemos olvidar

Lecciones importantes para nuestro bienestar

Esta situación tan compleja como lo ha sido la pandemia, ha dejado aprendizajes significativos. El estar preparados y ser precavidos ante cualquier circunstancia no es sinónimo de pesimismo, es simplemente eso: estar preparados.

Proverbios 14:16 “Los sabios son precavidos y evitan el peligro, los necios confiados en sí mismos se precipitan con imprudencia”.

  1. Tener un plan claro:
  2. Conocer muy bien el área donde vivimos
  3. Tener un plan de contingencia para cubrir las necesidades básicas
  4. Establecer una estrategia con tus familiares y personas más cercanas en el caso de no poder comunicarse por un tiempo
  5. Preparar la casa y el auto para estar en condiciones optimas
  6. Preparar mente y espíritu para los días difíciles.
  7. Plan de contingencia financiero para cualquier contingencia
  • Entender las necesidades de otras personas: siempre hay alguien a que tú también puedes brindar una mano amiga. Desenfocarnos de nuestras propias necesidades para generar empatía con las realidades de otras personas es dar fe de la existencia de nuestro Señor.
  • Crecer: hemos prendido en confiar más en Dios. Nos dimos cuenta de la vulnerabilidad de muchas formas y estilos de vidas. Crecimos en la fe, crecemos como cristianos y vemos lo bueno que significa ir de la mano de nuestro Señor y nos damos cuenta que nunca estaremos desamparadas.
  • Valorar: recolectar momentos realmente importantes es una de las lecciones más valiosas. Lo cotidiano que, en algún momento no prestamos atención, se vuelve un baluarte emocional para ti y tu entorno familiar. El compartir momentos significativos que son la suma de nuestro diario vivir genera gran valor que se ve reflejado en nuestro bienestar espiritual y emocional.
  • “Lo que no nos mata, nos hace más fuerte” citando este refrán popular, una de las lecciones de esta pandemia es saber lo fuerte que somos. Descubrir nuestra fortalezas individuales y fortalezas como grupo familiar. En medio de esta situación tan compleja sacar lo mejor de cada uno de nosotros fue y seguirá siendo de vital importancia.  Para esto, el reconocer la voluntad de Dios y el saber que siempre tendrá un plan para nosotros nos ayuda siempre a descubrir nuestro propósito en la vida. Y esto es siempre de gran valor, porque nos ilumina el camino y nos da siempre la fuerza necesaria para seguir avanzando pese a cualquier adversidad.

¿Ya comenzaste a poner en práctica estás 5 lecciones?

No Comments

Post A Comment