Si Dios conmigo, ¿quién contra mí?

Si Dios conmigo, ¿quién contra mí?

En muchas ocasiones, todos hemos llegado a experimentar momentos de sufrimiento terribles. Incluso, los sufrimientos son de magnitud tal, que nos da la sensación de que todas las puertas se cierran.

Pero quiero que sepas que Dios está vivo y conoce nuestras necesidades; por ello, siempre abre una ventana para que entre un rayo de luz a nuestras vidas para darnos esperanza.

Él es tan bueno, que cada palabra que está inspirada en la Biblia, es para que nuestro camino sea bendecido y fortalecido.

Así como podemos leer en Romanos 8:31:

¿Pues qué diremos a esto? Si Dios es por nosotros, ¿quién contra nosotros? 

Entonces, frente a los sufrimientos, muchas personas flaquean en la fe. Por otra parte, hay quienes desean conseguir la fuerza para vivir dentro de su potencial interior, pero no toman en cuenta que sus potenciales son impotentes.

Como hijos de Dios, nuestra respuesta al sufrimiento es que Jesucristo nos ha dado la vida y también nos ha dado la fuerza para vivirla a través del Espíritu Santo, en la luz de su palabra.

Las personas mayormente recorren caminos en busca de respuestas a sus conflictos, pero no se dan cuenta de que el único camino es Cristo, así como lo dice la palabra de Dios, es el camino, la verdad y la vida.

Dios nos ha dado la mejor respuesta a través de su hijo Jesús.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.